5 diferencias entre un psicólogo, un pedagogo y un logopeda

psicologo pedagogo logopeda

¿Qué diferencia hay entre un psicólogo, un pedagogo y un logopeda? ¿Alguna vez te has preguntado qué es exactamente lo que estudia la psicología? Este es un tema complejo, pero resumiendo mucho se puede decir que los psicólogos nos dedicamos a estudiar el comportamiento, y a diseñar maneras de hacer que este se adapte mejor a las necesidades que surgen en el día a día de los individuos. 

Sin embargo, en esta respuesta necesariamente simplificada hay trampa, puede que ya te hayas dado cuenta. Y es que además de los psicólogos, hay otros profesionales cuyo trabajo también se ajustaría a la descripción del párrafo anterior. De entre estos, los más conocidos son los pedagogos y los logopedas, que en su día a día observan patrones de comportamiento y se esfuerzan en mejorarlos para que puedan aportar beneficios a las personas.

En este artículo veremos de las diferencias entre los psicólogos, los pedagogos y los logopedas, atendiendo a sus ámbitos de trabajo y maneras de ayudar a las personas.

Las funciones de la psicología, la logopedia y la pedagogía

Empecemos describiendo por encima en qué consisten estas tres disciplinas para comprender de un modo más sencillo cómo podemos diferenciar entre un psicólogo, un pedagogo y un logopeda.

¿Qué es la psicología?

La psicología es la ciencia del comportamiento y de los procesos mentales, lo cual implica que estudia tanto los fenómenos conductuales que se expresan en la interacción del individuo con el entorno (por ejemplo, el modo en el que una persona aprende a utilizar su espacio de trabajo) y en la interacción entre un grupo y otros grupos (por ejemplo, las dinámicas de enfrentamiento y hostilidad entre dos partes de una misma familia).

Aunque en teoría la psicología estudia la conducta en general, y son muchas las formas de vida que expresan diferentes comportamientos, a la práctica se centra más en el ser humano, dando prioridad a la resolución de problemas que nos afectan en aspectos como la salud mental, el rendimiento laboral o el deportivo, los problemas sociales y la conflictividad, etc.

Así, la psicología dispone de diferentes ramas de trabajo que se especializan en áreas específicas de la vida. Una de ellas e el aprendizaje tanto de los conocimientos acerca del mundo como de las acciones que nos permiten relacionarnos y comunicarnos con los demás, y este es el motivo por el que a veces surgen dudas acerca de cuál es la diferencia entre la psicología, la pedagogía y la logopedia, dado que en este punto parece que las tres se solapan entre ellas.

Nuestra Terapia Psicológica

¿Qué es la pedagogía?

La pedagogía se encarga, principalmente, de estudiar las dinámicas de educación y proponer mejoras que puedan ser aplicadas. Es por eso que es una disciplina muy relacionada con las actividades de los centros escolares. En la actualidad, la pedagogía centra buena parte de sus esfuerzos en los procesos de educación a la infancia que tienen lugar en escuelas e institutos, aunque no se centra exclusivamente en la juventud, ya que estamos sujetos a la influencia de entidades educativas durante toda nuestra vida.

En España, Psicología y Pedagogía son dos carreras universitarias diferentes, dado que se considera que abordan áreas de estudio claramente diferenciadas.

¿Qué es la logopedia?

Por otro lado, la logopedia se encarga de intervenir en los problemas relacionados con la comunicación entre seres humanos, especialmente en lo relativo al habla. Esto hace que a la práctica trabaje más con niños, adolescentes y gente joven, dado que las alteraciones a solucionar son mucho más frecuentes en los primeros años de vida (más adelante pueden surgir a causa de enfermedades, pero poca gente “se olvida” de comunicarse bien).

 

Nuestra Terapia Logopeda

Diferencias entre los logopedas, los psicólogos y los pedagogos

Ahora que ya hemos conocido qué es cada uno de estos ámbitos de trabajo, es hora de hablar de las diferencias que hay entre ellos.

1. La psicología es un ámbito más amplio

La primera diferencia tiene que ver con la magnitud de los contenidos con los que trabaja cada disciplina. La psicología aborda una mayor variedad de temas que la logopedia y la pedagogía, dado que su alcance abarca todos los comportamientos en general, algo que no se puede decir de las otras dos, que están pensadas para alcanzar un tipo de conocimiento más específico.

2. La pedagogía no pone énfasis en el ámbito clínico

A la práctica, tanto la psicología como la pedagogía son conocidas por tender a adaptarse a las necesidades de personas individuales, típicamente pacientes que acuden a terapia y que por sus características únicas como individuos, requieren una atención adaptada a sus necesidades. En cambio, la pedagogía piensa más en términos de colectivos, y no ofrece tanto servicios de apoyo a personas individuales sino que más bien pone sus objetivos en comprender dinámicas educativas que afectan a varias personas a la vez.

Eso sí, hay que tener en cuenta que la psicología se ocupa tanto del trato individualizado como del estudio e intervención sobre grupos y colectivos.

3. La pedagogía se centra en la educación, no en el aprendizaje en general

Tanto la psicología como la logopedia estudian procesos de aprendizaje, pero la pedagogía se centra en el mundo de la educación. Es decir, que las dos primeras tienen en cuenta cualquier proceso de aprendizaje voluntario o involuntario e implícito o explícito, mientras que la pedagogía pone su lupa en cómo las ideas, conocimientos y conceptos son aprendidos a través de procesos sociales ligados a la cultura en la que se está.

Pensemos por ejemplo en una persona que aprende a tocar un instrumento por su cuenta. Este es un proceso de aprendizaje, pero no un fenómeno educativo, tal y como sí lo sería si fuese a un conservatorio a tomar lecciones de música. Lo segundo formaría parte del ámbito de interés de la pedagogía, mientras que lo primero no.

4. La logopedia tiene una orientación más aplicada

En comparación con las otras dos, la logopedia es una disciplina científica de carácter más aplicado, y su instrumento más importante es probablemente la terapia de lenguaje. En cambio, la psicología y la pedagogía tienen una faceta aplicada y otra centrada en la generación de teorías generales, y entre ambas hay una relación de igualdad.

 

5. La logopedia se centra en los déficits

El principal objetivo de la logopedia es ayudar a personas que tienen problemas comunicativos que la mayoría de las personas no tienen. En cambio, la psicología y la pedagogía no se centran especialmente en las personas con déficits, sino que también pueden trabajar en mejorar lo que ya funciona.

Referencias bibliográficas:

Illeris, K. (2004). The three dimensions of learning. Malabar: Krieger Pub. Co.
Kincheloe, Joe (2008). Critical Pedagogy Primer. New York: Peter Lang.
Richard G.J. (2011). The role of the speech-language pathologist in identifying and treating children with auditory processing disorder. Lang Speech Hear Serv Sch. 42 (3): 241 – 245.
Vidales, I. (2004). Psicología general. México D.F.: Limusa.

Ir arriba
Abrir chat