8 rasgos psicológicos para alcanzar la estabilidad laboral

alcanzar la estabilidad laboral

Está claro que alcanzar la estabilidad laboral no depende enteramente de nosotros; sin embargo, hay mucho que podemos hacer para aumentar nuestras posibilidades de alcanzarla cuanto antes. Parte de esas acciones o estrategias pasan por formarnos e ir especializándose mediante la educación formal, pero también hay otra clase de aprendizajes que tienen que ver más con el desarrollo personal que con la asistencia a clases.

Se trata de algunas “soft skills” o rasgos psicológicos que nos aportan aptitudes muy valoradas en puestos de trabajo estables y bien remunerados. Habilidades que nos ayudan a aumentar nuestras posibilidades de desarrollarnos profesionalmente e ir acumulando valor como trabajadores. Aquí veremos cuáles son los principales rasgos psicológicos para lograr la estabilidad laboral.

Nuestra Terapia Psicológica Online

Los principales rasgos psicológicos para lograr estabilidad laboral

Tanto nuestras certificaciones como todo el contenido técnico de nuestro currículum en general tienen mucha relevancia a la hora de encontrar un buen puesto de trabajo que nos ofrezca estabilidad económica y laboral, pero no lo son todo. Hay varios aspectos que también juegan un papel en ello, y que no quedan plasmados en un diploma o licenciatura. Se trata de varios rasgos psicológicos que pueden ser desarrollados o entrenados y que se relacionan con el rendimiento laboral, las habilidades comunicativas y la gestión de emociones. Veamos cuáles son estas “soft skills” valoradas en posiciones de trabajo de buena calidad.

1. Habilidades comunicativas y de síntesis

Saber comunicarnos tanto cara a cara como por escrito es fundamental; más allá de los trabajos de muy baja cualificación, tener problemas en este aspecto será un factor de descarte de una candidatura a un puesto de trabajo con tan solo unos segundos leyendo nuestro CV o carta de motivación, por ejemplo.

Y tampoco debemos perder de vista la capacidad de síntesis: no es suficiente con que lo que decimos sea correcto gramaticalmente y tenga sentido; muchas veces, expresar las cosas de manera desordenada o dando muchos rodeos nos cerrará puertas porque, simplemente, será incómodo escucharnos o leer lo que escribimos. Y los efectos de este tipo de problemas serán aún más notorios si pretendemos acceder a un puesto de liderazgo o gestión de equipos.

2. Orientación a las metas

Las empresas valoran mucho la tendencia a centrarnos en las metas específicas tanto a corto como a largo plazo, en vez de dirigir nuestro pensamiento hacia metas abstractas y desconectadas de lo que necesita la organización. Se busca la habilidad de saber concretar en lo que debemos aportar a un puesto de trabajo, más allá de lo que “suena bien”; y esto va de la mano de la capacidad para priorizar tareas y sub-objetivos.

3. Fluidez en el uso de recursos digitales

En la actualidad la formación en el manejo de recursos digitales es una característica que nos abrirá muchas puertas a nivel laboral y con ello mejorar la estabilidad laboral.

Contar con conocimientos de ofimática, sistemas de programación, gestión de bases de datos o edición de fotografías, entre muchos otros ejemplos, nos ayudará a tener una mayor probabilidad de ser contratados. Pero más allá de la experiencia con cada uno de esos programas en concreto, es importante disponer de una capacidad para entender y aprender rápidamente la lógica con la que operan.

Es decir, ser capaces de intuir hacia qué partes de la pantalla dirigir la mirada para realizar ciertas acciones, cómo suelen ser los botones que nos permiten hacer otras, etc. Una especie de sentido común del funcionamiento de los ordenadores que es transversal a la utilización de todos los programas.

4. Mentalidad de crecimiento

La mentalidad de crecimiento o “Growth Mindset” es un concepto en alza muy valorado por la mayoría de empresas actuales; consiste en estar dispuesto a afrontar nuevos retos dentro de la organización, a crecer profesionalmente y a tener visión de futuro, sin limitarse a “cumplir con el trabajo” y nada más.

Resulta lógico pensar que para ocupar puestos de trabajo medios y altos, una empresa siempre elegirá al candidato con mayor mentalidad de crecimiento frente a otros, a aquel que esté dispuesto a dar el paso, a salir de su zona de confort.

5. Capacidad de desarrollo de la marca personal

La creación de una marca personal propia es una de las competencias más valoradas en el mercado laboral actual, sobre todo si se basa en el liderazgo y las habilidades sociales. Se hace notar sobre todo cuando optamos a posiciones medias y altas en una empresa, y no tanto en puestos que apenas requieren de experiencia o de formación especializada. Y muchas empresas tienen en cuenta esta “carta de presentación” a la hora de elegir a un candidato por encima de otros.

La marca personal es el conjunto de estrategias que usan los profesionales para diferenciarse del resto de competidores y presentarse como la mejor opción de contratación respecto a una empresa determinada, destacando las propias habilidades, formación especializada y puntos fuertes.

6. Gestión del estrés

La mayoría de puestos de trabajo nos exponen a ciertas cantidades de estrés, desde el momento en el que hay metas de productividad a alcanzar y disponemos de un tiempo y unos recursos limitados para alcanzar esos objetivos. Por eso, es bueno que tengamos habilidades de gestión del estrés, para evitar que este nos bloquee o nos lleve a rendir significativamente menos por culpa de las estrategias de evitación de los problemas en los que caen muchas personas al sentirse desbordadas.

7. Capacidad de autocrítica

La autocrítica es algo que nos ayuda a tener una autoestima estable y ajustada a la realidad, y a la vez, aprender de nuestros errores para no caer una y otra vez en el mismo tipo de equivocaciones. Es algo que nos ayuda a que los meses y los años que pasamos en una empresa o en un puesto de trabajo cuenten de verdad en nuestra maduración profesional y nos aporten experiencia, con todo lo que ello conlleva: mayor productividad, predisposición para evitar conflictos innecesarios, anticipación de los problemas en el reparto de tareas o en el acceso a los recursos para trabajar bien, etc.

8. Asertividad

La asertividad es lo que nos permite no ceder al miedo a pasar por situaciones socialmente incómodas y a decir aquello que creemos relevante aún sabiendo que puede sentar mal a nuestro interlocutor, respetando sus intereses y punto de vista y evitando las discusiones estériles. Es algo necesario para hacer valer nuestro bienestar y nuestro valor dentro de una empresa, y para no dejar pasar oportunidades para postularnos a nuevos puestos, promocionar ascendiendo a una posición con más responsabilidades y mejor remuneración, pedir aumentos cuando consideramos que nos los hemos ganado, etc.

¿Quieres disponer de asistencia psicológica o de coaching para mejorar tu estabilidad laboral?

Si te interesa empezar un proceso de terapia psicológica o de desarrollo personal a través del coaching de la mano de psicólogos con muchos años de experiencia, ponte en contacto con nuestro equipo de profesionales. En Avance Psicólogos atendemos a personas de todas las edades y ofrecemos sesiones presenciales o de manera online mediante el formato de videollamada. Podemos ayudarte en las áreas de la psicoterapia individualizada, la terapia familiar o de pareja, la neuropsicología, la psiquiatría, la logopedia, la sexología y el coaching.

Nuestra Terapia Psicológica

Referencias bibliográficas:

Bohlander, G.; Sherman, A., & Snell, S. (2001). Administración de recursos humanos. Andover: Cengage Learning Editores.

Caballo, V. (1983). Manual de entrenamiento y evaluación de las habilidades sociales. Madrid: Siglo XXI.

Goleman, D. (1998). Working with Emotional Intelligence. Nueva York: Bantam Books.

Hüther, Gerald (2012). Biología del miedo. El estrés y los sentimientos. Barcelona: Plataforma Editorial.

¡COMPARTELO!
Avance Psicólogos
Avance Psicólogos
Somos un centro de psicología en Madrid con 24 años de experiencia. Nuestro equipo de psicólogos colaboradores, es experto en el tratamiento de la ansiedad, depresión, estrés, autoestima, desamor, duelo por ruptura, duelo por pérdida, fobias, adicciones y obsesiones. Somos un centro reconocido por la Ilustre Academia de las Ciencias de la Salud Ramón y Cajal y contamos con el Premio a La Excelencia Profesional en 2018 por el Instituto para la Excelencia Profesional y el premio Foro Europa 2001. Nos destacamos por llevar a cabo un tratamiento personalizado, breve, de orientación cognitivo conductual y humanista.
DESCUBRE NUESTRA TERAPIA PSICOLÓGICA PRESENCIAL Y ONLINE
NUESTROS POSTS MÁS RECIENTES
Ir arriba