El lenguaje corporal en la seducción

Laura Palomares

Laura Palomares

El lenguaje corporal en la seducción
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

El lenguaje corporal en la seducción. El lenguaje corporal está detrás de todas las interacciones sociales que mantenemos en el día a día, nos demos cuenta de ello o no. A veces juega a nuestro favor, y a veces juega en nuestra contra. Pero como pasamos por alto la mayoría de sus componentes, raramente aprendemos de nuestros errores en este sentido. Aunque esto no tiene por qué ser así.

En concreto, podemos aprovechar el carácter sutil y emocional del lenguaje corporal para apelar a otro aspecto humano también muy espontáneo y basado en emociones: la seducción y la atracción. Veamos de qué manera.

Nuestra Terapia Psicológica

¿Qué es el lenguaje corporal en la seducción?

El lenguaje corporal es la parte del lenguaje no verbal que incluye la posición y los movimientos del cuerpo.

Es decir, que agrupa elementos como los gestos de manos, las expresiones faciales, la postura, el contacto visual, y la distancia con respecto a otros cuerpos, dejando fuera elementos como la entonación y por supuesto el lenguaje verbal (compuesto por los elementos verbales como el contenido de las palabras y las frases).

A la práctica, casi siempre va acompañado del resto de modalidades de lenguaje, pero por sí mismo también tiene mucho poder.

¿Qué papel juega el lenguaje corporal en la seducción?

A la hora de seducir y aumentar las posibilidades de generar atracción en los demás, el lenguaje corporal suele ser más importante que el lenguaje verbal. Esto es así porque activa mecanismos nerviosos asociados durante millones de años a la reproducción y que están presentes en prácticamente todos los animales.

Al formar parte de las acciones que realizamos de manera espontánea y normalmente sin darnos cuenta, cuesta controlar estos movimientos de manera consciente, del mismo modo en el que sus efectos sobre la persona que nos ve son también semi-inconscientes. Sin embargo, no es imposible ganar soltura y fluidez a la hora de controlar el lenguaje corporal. Es por eso que podemos aprender a despertar el interés de los demás modulando este tipo de lenguaje no verbal.

¿Cómo aprender a usar el lenguaje corporal en la seducción?

Existen muchas maneras de usar a nuestro favor el potencial del lenguaje corporal para generar atracción en los demás; aquí puedes ver algunos de los consejos más importantes.

1. Mantén el contacto visual

Es muy importante no evitar la mirada de la otra persona. No es necesario mirar a sus ojos constantemente, pero sí tener claro que la opción “por defecto” es mantener el contacto visual. Simplemente dirige tu mirada hacia la mitad superior de la cara de la otra persona y tus ojos irán hacia allí de manera espontánea, no te obsesiones con fijarla en sus pupilas.

2. Expresa seguridad en ti mediante la posición de tus piernas y brazos

Los nervios y la inseguridad en uno mismo se reflejan en muchos aspectos, y uno de los más visibles es la posición de las extremidades: con los codos y las rodillas pegados al eje vertical del cuerpo y ligeramente “plegados”. La seguridad en uno mismo se plasma en la fluidez de movimientos de brazos y piernas y la falta de rigidez en estos.

3. Haz que tu pecho quede paralelo al de tu interlocutor

No te limites a mirar en su dirección, todo tu cuerpo debería estar orientado hacia la posición de la otra persona.

4. Deja libres tus manos

Por defecto, no metas las manos en los bolsillos ni cruces tus brazos. Estas partes de tu cuerpo son un recurso comunicativo importante que debería acompañar aquello que dices y quieres expresar.

5. Haz que la proximidad corporal sea acorde al grado de intimidad y comodidad mostrado por la otra persona

Es un error asumir que acercarse mucho a la otra persona o incluso tocarla mucho hará que le gustemos más; la proximidad física debe ir después de hacer que se sienta cómoda y en un contexto agradable, no es el desencadenante causal que hará que se sienta de esa manera. Mantenerse muy cerca es una manera de “declarar oficialmente” que hay interés y una oportunidad que la otra persona puede usar para demostrar que se siente igual.

6. No reprimas las sonrisas

Da igual si crees que tienes una sonrisa bonita o no; el hecho de sonreír es, si la sonrisa es honesta y espontánea, un elemento que en la gran mayoría de los casos genera más cercanía y hace que la otra persona se sienta más cómoda con nosotros, relajándose también.

¿Buscas asistencia psicológica?

Si quieres aprender a desarrollar habilidades sociales o comunicativas, o te interesa superar algún tipo de problema personal de tipo psicológico, ponte en contacto con nosotros. Trabajamos desde hace más de 20 años ofreciendo servicios de psicoterapia, y actualmente también trabajamos en las áreas del coaching, la psiquiatría, y la neuropsicología. Puedes encontrarnos en nuestro centro de psicología ubicado en Madrid, y también realizamos sesiones online mediante videollamada.

Nuestra Terapia Online

Referencias bibliográficas:

Burgoon, Judee K; Guerrero, Laura k; Floyd, Kory (2016). Introduction to Nonverbal Communication. Nonverbal communication. New York: Routledge.
Fontenot, K.A. (2018). Nonverbal communication and social cognition. Salem Press Encyclopedia of Health. 4: 4.
Knapp, Mark L. (2014). Nonverbal communication in human interaction. Wadsworth Cengage Learning.
Miller, R.; Perlman, D.; Brehm, S.S. (2014). Intimate Relationships. McGrawHill Companies.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on linkedin
Descubre nuestra Terapia Psicológica Presencial y Online

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Nuestros Posts más leídos
Ir arriba