Tipos de amor ¿Cuáles son según los psicólogos?

Tipos de amor ¿Cuáles son según los psicólogos?

El amor es un sentimiento muy complejo que desde la psicología y otras ciencias se le ha intentado dar explicación. ¿Por qué actuamos como actuamos cuando estamos enamorados? ¿Es por amor por lo que nos comportamos de cierta manera con y en nuestras relaciones? ¿Hay distintos tipos de amor? ¿Se le quiere distinto a distintas personas?

Desde hace tiempo se ha intentado dar una definición sencilla de lo que es el amor. Más allá de que preguntes a cualquier persona de tu entorno qué es el amor y no sepa darte una definición concreta o lo más objetiva posible, lo cierto es que la ciencia aún no lo ha conseguido tampoco. Hay distintas formas de clasificar el amor. Nosotros vamos a optar por el modelo de Stenberg, ya que es el más novedoso y plausible.

En este artículo te explicaremos las distintas definiciones que existen sobre el amor y te hablaremos de sus tipos según el mencionado modelo o teoría triangular del amor propuesta por el psicólogo Robert Sternberg.

Nuestra Terapia Psicológica

¿Qué es el amor? ¿Existen tipos de amor?

Lo primero de todo, tendremos que matizar que no es lo mismo amor que enamoramiento. Este último es una fase que comienza cuando empezamos a conocer a alguien que nos gusta. Además, es un sentimiento muy intenso que afecta incluso en la manera en que percibimos la realidad, ya que nuestro cerebro está inundando de sustancias químicas que hacen que tomemos decisiones de forma distinta a como lo hacíamos habitualmente, que nuestras prioridades se reorganicen o que veamos las relaciones de distinta manera. Sin embargo, todo esto es temporal. Cuando se pasa y esa perspectiva de ver la relación permanece, entonces ya podemos hablar de amor.

El amor es una sentimiento más estable en el tiempo y que puede permanecer (o no) cuando estamos en una relación, hayamos discutido o incluso cuando hemos roto con esa persona. Según Robert Stenberg, el autor de la Teoría Traingular del Amor, el amor está formado por tres componentes, a saber: intimidad, pasión y compromiso. Además, en la vida real estos elementos se combinan entre sí dando lugar a los diferentes tipos de amor, que explicaremos más adelante.

Pero antes, veamos a qué nos referimos cuando hablamos de alguno de estos tres componentes:

  • Se refiere a la cercanía, ese sentimiento de conexión con alguien y que forja la historia del vínculo, la confianza o el afecto.
  • Pasión. Hace referencia a la atracción física y todos los sentimientos entorno a ella: la excitación, la energía de la relación. En definitiva, el impulso de querer estar con la otra persona constantemente y de querer mantener relaciones eróticas.
  • Comprometerse con un vínculo es decidir seguir en esa relación, aunque haya conflictos y también se refiere al compromiso de resolver esos conflictos.

Como ya hemos adelantado, el compromiso, la intimidad y la pasión se combinan y dan lugar a diferentes tipos de amor. Estos, a su vez, se darán en distintos momentos de la relación y hará que la forma en cómo sintamos y nos comportemos durante la misma sea distinta. El sentimiento de amor hacia alguien puede ir evolucionando y, acorde con la teoría triangular de Sternberg, su evolución dependerá de las cualidades que se estén dando en un determinado momento. A continuación, te contamos los diferentes tipos de amor que se pueden dar.

Los 7 tipos de amor

 

1. Encaprichamiento

En el encaprichamiento existe unas altas dosis de pasión, sin embargo, no hay intimidad ni compromiso. Se refiere a esa fase del enamoramiento de la que hablábamos antes. Se trata de una relación muy superficial, un romance el cual no es muy duradero y que, puede que haya mucho deseo de mantener relaciones eróticas, pero la confianza y el compromiso son insuficientes o inexistentes. Se da cuando conocemos a alguien y nos ha entrado por los ojos, o sea, lo que se llama amor a primera vista. Si se sigue conociendo a la persona se podrá llegar a tener intimidad y/o compromiso, evolucionando hacia otro tipo de amor.

2. Amor romántico

Pasión e intimidad. Es uno de los tipos de amor por excelencia que ha inspirado muchas novelas y películas como La Sirenita o Titanic. Las personas involucradas sienten mucha pasión, es decir, muchas atracción física y excitación. Además, sienten cercanía. Si se continúa trabajando el vínculo puede aparecer el compromiso. El amor romántico, es una navaja de doble filo, ya que puede hacer que hagamos cosas que de no sentir este amor no haríamos. Siguiendo el ejemplo de La Sirenita, la protagonista sacrifica su voz por un amor en el que no sabía si existiría el compromiso.

3. Amor vacío

Un marcado compromiso, pero la pasión y la intimidad están ausentes. Esto es típico en relaciones de muchos años o relaciones interesadas. La confianza se perdió o nunca ha existido, así como las relaciones sexuales, aunque el compromiso prevalece. Los motivos por los que el compromiso continúe pueden ser diversos. ¿Es este uno de los peores tipos de amor? No lo sabemos.

4. Amor fatuo

Aquí predominan la pasión y el compromiso. La intimidad no existe. Es habitual es aquellos tipos de relación en los que la pareja quiere estar juntas o juntos, pero no comparten valores y eso hace que se distancien, a pesar de que la pasión y el compromiso siga ahí. Es común que este tipo de relaciones insistan en permanecer unidad, sin embargo, tiene el peligro de que se acabe convirtiendo en una relación tóxica.

5. Amor sociable

En el amor sociable, existen intimidad y compromiso pero no pasión. Parecido a otros tipos de amor, esto es típico también de una relación de muy larga duración: la pareja ha perdido el deseo, sin embargo, otros factores como los hijos, la convivencia o la historia de la pareja hacen que esta permanezca unida. Aunque puede sonar a un amor vacío este tipo de relación es satisfactoria para muchas parejas.

6. Amor consumado

En el amor consumado hablamos de uno de los tipos de amor más completos: hay pasión, intimidad y compromiso, es decir, los tres elementos de la teoría de Sternberg. Sería el amor ideal, el más sano; de hecho, también se llama amor maduro. No obstante, es importante señalar que hay que trabajar los tres elementos para conseguir este tipo de amor.

7. Cariño

Aquí predomina la intimidad, pero no hay compromiso ni pasión. Aquí podemos hablar de la amistad: cuando dos personas se quieren, existe cercanía entre ellas, pero no quieren mantener relaciones sexuales y no están comprometidas como pareja. Aquí podríamos discutir si en una amistad es necesario el compromiso o no.

Conclusiones sobre los tipos de amor

Como hemos podido deducir, el amor consumado es el tipo de amor conveniente para una relación de pareja. Esto no quiere decir que, si no existe este tipo de amor con tu pareja, tu relación esté avocada al fracaso, vacía o incompleta. Insistimos que existen tipos de amor que pueden resultar muy satisfactorios para según qué personas y eso es algo que solo podrán juzgar las personas implicadas en esa relación.

Ahora bien, si crees que el amor consumado es el que más se asocia contigo, el más valioso para ti o el que te merecería la pena experimentar, esto hay que trabajarlo. Al contrario de lo que dicen muchos mitos sobre el modelo de amor romántico (ej.: el amor todo lo puede, el amor supera todas las adversidades o si hay amor hay pasión) una relación de pareja es algo en lo que tenemos que trabajar en los tres componentes y comprometernos a seguir regando la intimidad, la pasión y el compromiso. Esto no es lo más sencillo del mundo pero se puede hacer. Hemos de saber que, más veces de las que nos gustaría, el amor no es suficiente para tener una relación sana basada en valores básicos como el respeto, el cuidado o el apoyo.

¿Buscas servicios de psicoterapia para trabajar tu relación de pareja?

¿Crees que tu relación de pareja podría mejorar? ¿Crees que podrías trabajar en estos tres elementos para conseguir un amor consumado? En Avance Psicólogos contamos con profesionales de la psicología expertos y expertas en terapia de pareja que te pueden ayudar a ti y a tu pareja. No hace falta esperar a que la relación se tambalee o esté al borde del abismo para acudir a terapia. En una terapia podréis mejorar como pareja y potenciar vuestra comunicación, vuestra intimidad o la calidad del tiempo compartido, entre otras cosas. Además, te podemos atender tanto de forma presencial como de forma online, para parejas cuyos horarios son difíciles de cuadrar.

Nuestra Terapia de Pareja

Referencias bibliográficas:

Mônego, B. G., & Teodoro, M. L. M. (2011). La teoria triangular do amor de Sternberg e o modelo dos cinco grandes fatores. Psico-USF16, 97-105.

Yela, C. (1996). Componentes básicos del amor: algunas matizaciones al modelo de Sternberg. Revista de Psicología Social11(2), 185-201.

FrSHER, H. E. L. E. N. (2004). Por qué amamos.

Pascual Fernández, A. (2016). Sobre el mito del amor romántico. Amores cinematográficos y educación.

¡COMPARTELO!
Brenda Ruano Bodemer
Brenda Ruano Bodemer
Brenda Ruano Bodemer (Madrid, 1993) se graduó en Psicología por la UCM. Trabaja en la consulta privada desde 2016. Desde entonces, lleva formándose en distintos ámbitos de la psicología: Máster en Sexología, educación sexual, asesoramiento y terapia sexual (UCJC, IUNIVES), Máster en Psicoogía deportiva (UNED). Máster en Psicología General Sanitaria (Universidad de Nebrija). Título en Psicología Afirmativa en Diversidad Sexual y de Género (COP). Además de la consulta privada, ha trabajado en centros de día de adicciones y, actualmente, imparte talleres de Educación Sexual en institutos y da formación a profesores sobre Educación Sexual.
DESCUBRE NUESTRA TERAPIA PSICOLÓGICA PRESENCIAL Y ONLINE
NUESTROS POSTS MÁS RECIENTES
Ir arriba